CAMBIO CLIMÁTICO

El clima está en crisis. Afortunadamente, la solución está a nuestro alcance.

© Rod Mast
  

Si la humanidad no aborda la crisis climática, nada más importará. 

Pero incluso si dejamos de usar todos los combustibles fósiles el día de mañana, se aproxima una catástrofe climática debido a la destrucción y degradación de muchos de los ecosistemas naturales ricos en carbono. Si no protegemos y restauramos los bosques tropicales, las turberas y los manglares del mundo, no podremos detener la crisis climática.

 

LOS DATOS

80% deforestación tropical

La expansión agrícola es responsable por casi el 80% de la deforestación tropical, y el sector terrestre (incluida la agricultura y la silvicultura) representa el 24% de las emisiones globales anuales de gases de efecto invernadero.

Solo 2% financiamiento para clima

La naturaleza es uno de nuestros activos más rentables en la lucha contra el cambio climático. Sin embargo, solo el 2% del financiamiento global destinado a abordar el cambio climático se destina a las soluciones climáticas de la naturaleza.

30% o más mitigación climática

Proteger y restaurar los bosques tropicales y los manglares puede proporcionar el 30% o más de la acción de mitigación necesaria para limitar el aumento de temperatura promedio a 1.5 grados Celsius (2.7 Fahrenheit).

  

El desafío

El mundo está en camino para un aumento de temperatura de 3.7-4.8 ° C para 2100, lo que causaría daños catastróficos e irreparables, destruyendo las costas y convirtiendo nuestros bosques en desiertos. Incluso los compromisos contraídos en el Acuerdo de París de 2015 están muy por debajo de los recortes necesarios para limitar el calentamiento a una temperatura relativamente más segura de 1.5 °C. Mientras tanto, 800 millones de personas en todo el mundo ya están sufriendo los impactos del cambio climático, que perdurará durante el próximo siglo o más debido al impacto acumulativo de las emisiones ya en la atmósfera.

Nuestra visión

Conservation International prevé un cambio fundamental en la forma en que se aprovecha la naturaleza como una solución al cambio climático. Buscamos poner fin a toda pérdida de ecosistemas con alto contenido de carbono, como bosques, turberas y manglares, al mismo tiempo que permitimos la recuperación de ecosistemas degradados, eliminando una increíble cantidad de carbono de la atmósfera a través de la restauración. Al mismo tiempo, buscamos maximizar el papel de la naturaleza para ayudar a las poblaciones vulnerables a adaptarse a los impactos climáticos presentes y futuros.
 

 

 

© Jessica Scranton

NUESTRO ENFOQUE:

Adaptación: ayudar a las comunidades a adaptarse a los efectos del cambio climático que ya están ocurriendo y que se espera que se aceleren, como el aumento del nivel del mar

Mitigación: trabajar para prevenir un mayor cambio climático al reducir las emisiones, mejorar el almacenamiento de carbono, etc.

 

Cómo trabajamos

 

Aprovechamos los ecosistemas para ayudarnos a adaptarnos

El cambio climático está aquí, y debemos adaptarnos ahora, y no podemos hacerlo sin la naturaleza. El enfoque basado en los ecosistemas de Conservación Internacional para la adaptación climática se centra en la conservación, restauración y gestión sostenible de los ecosistemas naturales. Conservación Internacional pronostica los impactos del cambio climático en los ecosistemas y las comunidades de todo el mundo para evaluar las vulnerabilidades y aumentar la resiliencia, incluyendo la restauración de humedales para mejorar el almacenamiento de agua y la rehabilitación de los manglares costeros para proteger a las comunidades de las mareas de tormenta.

Publicaciones

 

 

 

Cómo puedes ayudar

 

Calcula tu huella de carbono

Calcula y compensa tu impacto en el clima retirando créditos de carbono...

“Mantengo el mundo fresco. Bueno,...

El hielo polar es crucial para regular el clima de nuestro planeta. Ahora, el...

© Kyle Obermann