BioCuencas - Recursos Hídricos y Biodiversidad Andino Amazónicos
​​Conservación de Biodiversidad y Recursos Acuáticos en la Cuenca Oeste del Amazonas

CI promueve un enfoque de manejo integrado de cuenca en Perú y Colombia, que sirva como modelo para un sistema de gobernabilidad de cuencas para toda la región Andino – Amazónica. El proyecto empleará un enfoque basado en derechos que incluye equidad de género y derechos de pueblos indígenas.

Conservación Internacional (CI) y sus aliados iniciaron el proyecto BioCuencas gracias al convenio entre CI y el Ministerio de Asuntos Exteriores de Finlandia (MAEF). El objetivo del proyecto es promover la conservación de los ecosistemas a través de la gestión de cuencas, mejorando el bienestar humano de las poblaciones locales y conservando áreas de alta biodiversidad en Perú y Colombia.

 

​La región Andino — Amazónica provee y regula el flujo y los servicios acuáticos al mayor sistema de agua dulce del mundo, la cuenca del río Amazonas. Además, los servicios hídricos y la rica biodiversidad que alberga son esenciales para el bienestar y desarrollo de las poblaciones locales, muchas de ellas entre las más pobres del mundo. El cambio climático, cambios en el uso del suelo y la construcción de gran infraestructura están amenazando las cabeceras de esta cuenca con consecuencias sobre la hidrología y biogeoquímica de toda la cuenca Amazónica. Manejar los impactos y los conflictos que estas amenazas generan sobre los sistemas acuáticos requiere adoptar un enfoque ecosistémico integrado de manejo de cuencas.

Las Amenazas

El desarrollo de infraestructura, considerada como prerrequisito para el desarrollo económico de las tierras bajas del este de Perú y Colombia, ha ido incrementando en las últimas décadas. En Perú, esto incluye proyectos de desarrollo de infraestructura que forman parte de la Iniciativa para la Integración de la Infraestructura Regional (IIRSA).

La llegada de migranes procedentes de regiones andinas vecinas, (proceso que inició en la década del 70), ha generado un incremento de la deforestación por agricultura y otras actividades no sostenibles. En Colombia, el Piamonte Amazónico y las zonas inundables adyacentes al Amazonas han sido, históricamente, foco de la frontera de expansión, especialmente para establecer actividades agrícolas y de ganadería; además, el Piamonte incluye los principales centros urbanos del sur de la Amazonía colombiana.

Las grandes actividades de exploración y extracción petrolera del país también se concentran en esta región; se espera que estas actividades continúen creciendo de modo que promuevan el desarrollo de infraestructura adicional, especialmente carreteras.

Con la expansión del desarrollo de la infraestructura y la agroindustria en esta región, los modos de vida de las poblaciones indígenas tanto en Colombia como en Perú están siendo amenazados. La migración de agricultores y ganaderos a las áreas indígenas, y los impactos de la explotación forestal y minera, están causando un rápido cambio social y económico. La deforestación y la fragmentación del bosque afectan cada vez más las tierras indígenas, así como las redes viales se expanden hacia áreas naturales. El cambio climático indudablemente también amenaza a los pueblos indígenas a través del incremento de las sequías, exacerbado por la deforestación regional y los incendios forestales.

El Enfoque

CI propone promover un enfoque de manejo integrado de cuenca en Perú y Colombia, que sirva como modelo para un sistema de gobernabilidad de cuencas para toda la región Andino – Amazónica. El proyecto empleará un enfoque basado en derechos que incluye equidad de género y derechos de pueblos indígenas. Este marco global dará lugar a varios resultados positivos:

  1. Poblaciones locales más saludables, especialmente para los grupos más vulnerables como mujeres, niños, indígenas y poblaciones rivereñas
  2. Ecosistemas más sanos que alberguen y conserven biodiversidad y provean servicios ecosistémicos
  3. Distribución equitativa de agua para todos los grupos de interés, incluyendo mujeres y grupos indígenas, para asegurar oportunidades de desarrollo justas
  4. Incrementar capacidades en el sector público y sociedad civil para manejar sosteniblemente los recursos naturales.

Objetivos

El objetivo general del proyecto es promover la conservación de ecosistemas a través de la gestión de cuenca para mejorar el bienestar humano y conservar la gran cantidad de biodiversidad en las áreas Amazónicas de Perú y Colombia.

Este esfuerzo incluirá la generación de condiciones políticas, institucionales y educativas, así como el fortalecimiento de los sistemas de conocimiento científico y local para habilitar la conservación y manejo de las cuencas Andino – Amazónicas en Perú y Colombia. El proyecto generará información científica con planes de estudio existentes, en los que se basarán los esquemas de gestión de cuencas, y se desarrollarán programas de monitoreo que puedan informar a los comités de gobierno a nivel de cuenca.

Componentes del Proyecto

Componente 1: Ciencia
Bajo este componente se desarrollarán estudios de línea de base para toda la cuenca del río Alto Mayo y las cuencas de los los ríos Orito, Mocoa, Guineo y Orteguazá. Este trabajo proveerá bases científicas para la gestión de cuenca.

Componente 2: Gestión y Gobernanza
Se implementará un conjunto de acciones participativas en base a los estudios científicos para mejorar la gestión del agua y la conservación de cuencas. Independientemente a la escala de cuenca, las instituciones locales son centrales para el manejo de los recursos naturales.

Componente 3: Construcción de Capacidades
Bajo este componente se buscará construir capacidades y fortalecer el contexto institucional para la gestión de cuencas para diversas audiencias, incluyendo gobiernos locales, instituciones ambientales regionales y sociedad civil.

Componente 4: Monitoreo
Se desarrollará un sistema de monitoreo que incluya indicadores clave para el gobierno de cuenca y la toma de decisiones será puesta en marcha. Este sistema incluirá el diseño e implementación de una base de datos y un Sistema de Información Geográfica (SIG) que comprenda parámetros clave de los estudios de línea de base, el diseño de un plan de monitoreo integrado de gestión de cuenca basado en estudios de hidrología e hidrogeomorfología y parámetros sociales e institucionales recogidos por el proyecto.

El proyecto se centrará en cinco cuencas, la Cuenca del Río Alto Mayo en Perú, que incluye el posible desarrollo de un esquema de pago por servicios ecosistémicos (PES) en Perú y en Colombia. El uso principal de los recursos acuáticos en ambos países es para beber, pescar, para energía, agricultura, minería y transporte. Los recursos acuáticos son críticos para las poblaciones y para la biodiversidad de los ecosistemas de cuenca.

ALTO MAYO, PERÚ

La Cuenca del Río Alto Mayo cubre aproximadamente 780,718 hectáreas y es hogar de 221,642 habitantes, de acuerdo al censo nacional del 2007. El área es compartida por tres provincias: Rioja, Moyobamba y Rodríguez de Mendoza, y dos regiones: San Martín y Amazonas. La región es rica en biodiversidad y ecosistemas que proveen importantes servicios ecosistémicos.

La region San Martín y su gobierno regional, se han convertido en una referencia para otros gobiernos regionales como modelos para el desarrollo de economías verdes, dando soporte a procesos de largo plazo como la zonificación ecológico económica de la región y la mesa REDD+ regional.

En Alto Mayo, los 221,642 habitantes de la cuenca serán beneficiados por la implementación de un proceso de planificación de la gestión a nivel de cuenca. lo que ayudará a asegurar el flujo de los servicios ecosistémicos, resolver los conflictos de uso de tierra y determinar prácticas de uso de suelos. La tasa de pobreza es alta, con 44.1% de la población considerada pobre. El paisaje resultante será dirigido hacia un enfoque de economía sana y sostenible como alternativa al negocio/empresa como escenario usual, construyendo en lo económico ecológico mapas zonales y procesos de toma de decisión que consideren las prioridades de la sociedad a la vez que consideran los intereses privados como esenciales para el desarrollo de la cuenca.

Entre los habitantes y beneficiarios se encuentan 14 comunidades indígenas que representan un 19,8% del territorio de la Cuenca del Alto Mayo. La población total de estas comunidades está estimada en 4,600 individuos (880 familias), representando el 2% de la población de la cuenca. Aunque pequeños en número, los grupos indígenas, tales como los Awajún del Alto Mayo, siguen siendo altamente dependientes de su entorno natural para sus necesidades de subsistencia, y son, en consecuencia, altamente vulnerables a los impactos del cambio climático. Es necesario incorporar a las poblaciones indígenas en los procesos de gestión de cuencas y promover políticas y herramientas de planificación que puedan asegurar el flujo de los servicios ecosistémicos que les permitan satisfacer sus necesidades de subsistencia.

ORITO, MOCOA, GUINEO Y ORTEGUÁZA, COLOMBIA

Las cuencas de los ríos Orito, Mocoa, Guineo y Orteguáza, cubren 93,448 ha, 68,851 ha, 36,532 ha y 428,768 ha respectivamente, (un total de 627,599 ha), y juntas son hogar de aproximadamente 238,000 personas. Varias reservas indígenas han sido creadas en la región. Las poblaciones indígenas y comunidades en esta área confían en la tierra y los recursos naturales para su supervivencia y sustento. De acuerdo a varios estudios de campo, las comunidades en esta área sufren de malas condiciones socio económicas tales como el acceso limitado a agua potable, bajos niveles de alfabetismo para hombres y mujeres, y altos niveles de pobreza.

Las porciones media y baja de las cuencas han sido considerablemente transformadas por las actividades agrícolas y de ganadería extensiva. Así mismo, la exploración petrolera y el desarrollo se han expandido a lo largo del Piamonte y continuará creciendo con el soporte del gobierno Colombiano para la explotación de petróleo y minería.

En las cuencas de los ríos Orito, Mocoa, Guineo y Orteguáza, las poblaciones se beneficiarían de la evaluación, gestión e implementación de programas que puedan regular los recursos acuáticos y servicios ecosistémicos. Los planes de manejo resultarán de una combinación de ciencia dura e interacciones con comunidades locales e industrias, y ayudarían a resolver conflictos y dar valor a los diferentes servicios que pueden ser convertidos en esquemas PSE. Esta investigación ayudará a resolver los principales estresores de los riesgos de modelación de medio ambiente en estas cuencas e incluirían los diferentes escenarios de cambio climático y uso de tierra/cobertura de tierra en el área.

Los modelos hidroecológicos ayudarían a identificar áreas que han sido históricamente inundadas y ayudarán al gobierno local para priorizar los usos correctos del territorio, considerando también a las industrias privadas esenciales para el desarrollo de las cuencas, tal como el petróleo y la ganadería, y también el conocimiento tradicional del territorio. Este esfuerzo multi-cuenca también incorporará a los pueblos indígenas en los procesos de gestión de cuencas y generará construcción de capacidades entre poblaciones locales, ayudando a consolidar un plan de manejo que beneficiaría directamente las poblaciones urbanas de las principales ciudades en las cuencas Mocoa y Florencia.

Perú

Como parte del proceso de implementación del COMPONENTE 1: CIENCIA, se ha preparado la línea base científica y social para el modelo de gestión de cuencas. También se ha desarrollado la estrategia de género para el proyecto, que es eje el transversal basado en el enfoque de derechos de CI. Así mismo, durante el presente año - 2013, se tiene previsto trabajar para complementar la línea base en temas legales y económicos. Lo que se busca es estimar el valor económico que tienen los servicios ecosistémicos de Alto Mayo.

Como parte del componente científico y a modo de complementar el trabajo de elaboración de líneas de base, desde el proyecto se lanzó la segunda convocatoria para Becas de viaje para la investigación científica dirigido a estudiantes peruanos y extranjeros de de maestría y doctorado. El resultado de las investigaciones ayudará a entender mejor la ecohidrología y los servicios ecosistémicos del Alto Mayo; en ese sentido serán de utilidad para la elaboración del modelo de gestión de cuencas.

En la primera convocatoria se recibieron en total 17 aplicaciones que abarcaron diversos temas de interés científico. Las propuestas de investigación ganadoras fueron priorizadas por promover la articulación entre científicos peruanos y extranjeros, con el fin de promover la investigación conjunta y abrir nuevas puertas a los productos científicos generados por los investigadores nacionales. La firma de convenios con los ganadores se terminó el lunes 08 de abril.

Los plazos de investigación varían de 1 a 2 años. Sin embargo, se espera tener todos los resultados antes del 30 de junio del 2015. BioCuencas lanrazá otra convocatoria de becas en julio de este año.

Esta es la lista de ganadores y los títulos de sus proyectos de investigación:

  • Daniele Codato de Universidad de los Estudios de Padua (Italia), "El analisís geográfico como contribución al Ordenamiento del Territorio en el Perú: estudio de la cuenca del Río Mayo en la Región San Martin."
  • Carloz Gonzalez de Universidad de Turku (Finlandia) y Romina Llanos de Universidad Nacional Agraria La Molina (Perú), "Evaluación de los efectos de la deforestación en la hidrología de la cuenca del Altomayo, Perú: Un modelo de evaluación hidrológica basado en datos de teledetección satelital y observación de campo."
  • Gisselle Vila de PUCP (Perú) y Patricia Urteaga de Universidad de Wageningen (Holanda), "Lecciones del pueblo Awajún para la Gestión Integrada de los Recursos Hídricos en la Cuenca Amazónica"
  • Johanna Toivonen de Universidad de Turku (Finlandia) y Gabriel Trujillo de Universidad Nacional Agraria La Molina (Perú), "Measurement of aboveground biomass stock and accumulation and tree transpiration to estimate ecosystem water and carbon storage and dynamics in Alto Mayo river basin, North-east Peru."

Colombia

En Colombia se finalizó el primer módulo del componente de la línea base ecohidrológica para las cuencas de los ríos Orteguaza, Mocoa, Guineo y Orito, identificándose las áreas de mayor prioridad en términos de prestación de servicios de provisión de agua, y así mismo desarrollándose escenarios de cambios de dicha provisión, bajo escenarios de cambio climático. Se ha iniciado además, un segundo módulo de la línea base ecohidrológica, mediante el cual se identificarán las áreas prioritarias para el suministro de agua potable para los principales centros poblados de la región, teniendo en cuenta los incrementos de población y el consecuente incremento en la demanda de agua hacia el año 2050. Por otra parte, se finalizó la línea base socioeconómica para las 4 cuencas y se ha empezado a consolidar un SIG para las mismas. 

Como complemento para identificación de áreas prioritarias como fuente de servicios ecosistémicos, además del agua, se ha iniciado la una consultoría orientada a la identificación y priorización de áreas importantes para la conservación de la biodiversidad en las 4 cuencas abordadas en el proyecto y áreas adyacentes del piedemonte amazónico. Estos resultados, junto con los resultantes de los modelamientos ecohidrológicos permitirán identificar y priorizar a su vez las áreas donde se concentran oferta de servicios ecosistémicos como provisión de recursos hídricos y biodiversidad sensible, y sobre los cuales se orientará la gestión institucional.​

INVESTIGADORES NACIONALES Y EXTRANJEROS SON GANADORES DE LAS BECAS DE INVESTIGACIÓN DEL PROYECTO BIOCUENCAS DE CONSERVACIÓN INTERNACIONAL PERÚ
El 08 de abril, Conservación Internacional Perú hizo oficial el anuncio de los ganadores de las becas de viaje para investigación científica, otorgadas como parte de su proyecto BioCuencas, financiado por el Gobierno de Finlandia. Investigadores nacionales y extranjeros firmaron convenios con CI para poder iniciar sus trabajos en la Cuenca Alto Mayo, centradas principalmente en el Bosque de Protección Alto Mayo y su zona de amortiguamiento. Seguir leyendo »

ARA — SAN MARTÍN

La Autoridad Regional Ambiental (ARA), es la instancia regional de política pública en materia de recursos naturales, medio ambiente y ordenamiento territorial de la Región San Martín, Perú. Tiene como sus principales líneas de intervención, los principales problemas que afectan a la región: Deforestación, Tala Ilegal, Ocupación Territorial Ilegal y Cantidad - Calidad del recurso Hídrico.

Articula y descentraliza su gestión con los actores públicos, privados y de la sociedad civil, tanto de nivel regional y local, como de nivel nacional e internacional; involucrados y comprometidos con la problemática ambiental de la región. De este modo, la ejecución de acciones, actividades, proyectos y programas que realicen las instituciones públicas, privadas y de la sociedad civil en el territorio de la Región San Martín, serán coordinadas y monitoreadas de manera interinstitucional, bajo el liderazgo y/o responsabilidad de la ARA.

​CORPOAMAZONÍA

La Corporación para el desarrollo sostenible del sur de la Amazonía (CORPOAMAZONÍA) ejerce la función de máxima autoridad ambiental para el sur de la Amazonía Colombiana. Es la entidad encargada de ejecutar las políticas, planes y programas nacionales en materia ambiental, así como los del orden regional que le hayan sido confiados conforme a la ley, dentro del ámbito de su jurisdicción. Asesora a los departamentos, distritos y municipios de su zona de jurisdicción en la definición de los planes de desarrollo ambiental y en sus programas y proyectos para la protección del medio ambiente de manera que se asegure la armonía y coherencia de las políticas y acciones adoptadas por las distintas entidades territoriales.

CORPOAMAZONÍA promueve y desarrolla la participación comunitaria en actividades y programas de protección ambiental, de desarrollo sostenible y de manejo adecuado de los recursos naturales renovables; coordina el proceso de preparación de los planes, programas y proyectos de desarrollo medio ambiental que deban formular los diferentes organismos y entidades integrantes del Sistema Nacional Ambiental – SINA. Así mismo, tiene la potestad de celebrar contratos y convenios con las entidades territoriales, otras entidades públicas, privadas, y sin ánimo de lucro cuyo objeto sea la defensa y protección del medio ambiente y los recursos naturales renovables, con el fin de ejecutar de mejor manera alguna o algunas de sus funciones no administrativas.